Hipnosis 2022

Vete Al Diablo — Cuentos Cortos Para No Dormir

Vete Al Diablo — Cuentos Cortos Para No Dormir

Sociedad del Ruido / Georgetown Records
2022
8/10

Rock rasposo de gritos aulladores creado en lo más profundo del subterráneo mexicano

En el mar, lo primero que se puede observar en la superficie es la basura y los pañales usados. Las piedras preciosas están escondidas en el fondo y se deben hacer grandes sacrificios para descubrirlas. Lo mismo ocurre en la música porque lo más valioso no siempre es lo que recibe los reflectores. En un rincón oscuro en lo más profundo hay agrupaciones como Vete Al Diablo que permanecen escondidas y están a la espera de ser escuchadas.

Con poco más de un lustro de trayectoria, el cuarteto mexicano ha construido una carrera a través de la necedad. El simple gusto de hacer la música que les gusta ya es ganancia. A pesar de todas las adversidades el proyecto se mantiene de pie y ahora tiene listo su segundo trabajo.

Después de una reconfiguración la banda quedó conformada por Reynaldo Flores (bajo y coros), Rodrigo Virrueta (batería), Benjamín Sánchez (guitarra y voz) y Salvador Campos (guitarra coros). Aunque los cambios propiciaron algunas modificaciones en el sonido, al final se mantiene el objetivo de ejecutar música ruidosa sin complicaciones.

Con un estilo que deambula entre el garage, punk y el rock de cochera, el combo compuso 10 temas que de forma obligatoria se deben escuchar a máximo volumen. Es música cruda como la vida de millones de mexicanos que trabajan para vivir. No hay lujos y las esperanzas son mínimas porque la realidad siempre es más tenebrosa que cualquier ficción. De hecho, la ilustración de la portada, creada por Mike Sandoval, es el mejor reflejo del contenido musical de la obra.

El sonido se alimenta de grupos como The Cramps, The Damned y el punk del 77. El resultado no contiene virtuosismo pero sí la suficiente energía para revivir a Frankenstein. Al igual que un estofado todo se cocina a fuego lento y por eso la abridora ”Tepoztlán” va de menos a más. El tema instrumental es la bienvenida que de forma inmediata se conecta con “El Mundo Arder” en donde se escucha un ligero guiño a El Tri aunque de pronto todo se transforma en una pesadilla digna de Freddy Krueger.

Aunque todas las piezas están inspiradas en la realidad de los integrantes, la más certera es “La Culpa Es Del Punk”. Es una autobiografía convertida en canción que deja en claro el pensamiento de Vete Al Diablo. De forma natural todo es acompañado con una capa de guitarras distorsionadas creadas para sacudir el cuerpo.

Por otra parte, en “El Baile” prevalece un sonido rasposo que puede sacar sangre de los oídos castos acostumbrados a los éxitos del momento. En cambio, los adeptos al ruido van a disfrutar de cada grito aullador.

Ahora bien, a pesar de prevalecer el gusto por el punk también existe un compromiso con el profesionalismo. De tal forma, todo el material fue mezclado por Miguel Fraino de Cardiel, quien supo amalgamar los temas hasta dejar acomodado cada sonido en su lugar.

El maquillaje está bien en el rostro pero no en la música. El resurgimiento de los ochenta ha traído una avalancha de sonidos plastificados con abuso de teclados y capas de sonidos. Mientras que otros, con ganas de éxito inmediato, han adoptado el autotune como una fórmula que ya se escucha obsoleta. En tanto que en lo más profundo hay bandas como Vete Al Diablo que a través de gritos y guitarrazos quieren ser escuchadas.

Back to top

Conoce el festival que le rinde culto a la música, la psicodelia y los guitarrazos crudos en México: HIPNOSIS. Creado en 2017.

Follow us